Ágora Consultora ECO | ¿Diseñemos estratégicamente un exitoso 2014?
184
post-template-default,single,single-post,postid-184,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-17.1,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

¿Diseñemos estratégicamente un exitoso 2014?

¿Diseñemos estratégicamente un exitoso 2014?

Imagen

“Querrás fijar una meta de suficiente envergadura como para que en el proceso de alcanzarla te conviertas en alguien que valga la pena ser.”
Jim Rohn

         

Llegamos a fin de año. Esta época es propicia para realizar nuestro “balance de fin de año”. Apelamos a una introspección y es aquí donde comenzamos a planificar nuestros objetivos del próximo año, mientras tanto también se da la ocasión para pensar sobre aquello que queríamos alcanzar durante el año que despedimos, pero de una u otra forma no alcanzamos.

Si bien cada día podemos comenzar “un año nuevo” quizás el 31 de diciembre representa un acto simbólico decisivo en nuestro cambio: físico, espiritual, material, etc. Sea cual fuere nuestra visión de punto de inflexión para el año que comienza, lo radical está en nuestra actitud.

Elegir la actitud de paz, de auto-aceptación asumiendo la responsabilidad por nuestros actos pasados nos facilitará no caer en la resignación ni en la angustia que conlleva el resentimiento, y facilitará la fluidez en el diseño de futuro.

Celebrar es una de las necesidades humanas más importantes desde tiempos inmemorables: los pueblos antiguos tuvieron ritos de celebración para honrar los momentos importantes como el inicio y el final de siembra, o el cambio de las estaciones. ¿Porqué es importante celebrar en la vida posmoderna? Porque sigue siendo una manera de marcar algo importante: reconocer que hemos alcanzado algunas metas es darnos cuenta de que estamos progresando. Celebrar es hacer un alto en el camino para agradecer, es la mejor manera de permanecer motivados. Celebrar nos enfoca: nos “obliga” a ver lo bueno, a valorarlo. Celebrar nos renueva: nos llena de entusiasmo, porque advertimos el progreso que estamos realizando. Pilar Sordo dice “tenemos que celebrar, los cumpleaños, los nacimientos, los aniversarios y todo lo que inventemos para juntarnos, para decirnos que nos queremos, que nos necesitamos y que nada puede ser más importante en la vida que los afectos. Es por esto que los ritos son sanadores porque nos conectan con el amor y con lo mejor que llevamos dentro.” 1

Celebrar es importante. Sin embargo, muchas veces no sabemos cómo hacerlo. La celebración va más allá de los “grandes acontecimientos” o de los acontecimientos de festejo habitual.

¿Qué y cómo celebrar inteligentemente? La idea es reconocer los pequeños progresos que vayamos teniendo, antes de alcanzar nuestros objetivos planteados. Cuando estamos rumbo a la meta, vamos a tener momentos e hitos de logro: ahí es importante detenernos para celebrar.  Es lo que va a mantener saludable nuestro nivel de energía y de autoestima.

Cuando hablo de celebrar, no implica una gran fiesta o gasto de dinero. Implica hacer un stop en el camino para disfrutar lo que está sucediendo, es la toma de consciencia del momento. Quizás es compartir la ocasión junto a alguien que apreciamos y contarle nuestro logro. Tal vez sea innovar o decidir romper la rutina haciendo algo diferente: un desayuno fuera de casa, enviar un mail de agradecimiento a las personas que colaboraron con nosotros, compartir en las redes sociales la ocasión… que quede a tu libre y ambiciosa imaginación. Lo importante es que vos inventes tu propio ritual de celebración “viviendo el aquí y el ahora”.

Es decir, no hace falta llegar a fin de año para el famoso auto-balance y “reclamarnos” aquello que no alcanzamos; tener presente nuestros objetivos, escribirlos, mantenerlos conscientes a diario y celebrar los hitos de nuestro “proyecto de vida” a lo largo del año nos facilitará mantener vivos nuestros sueños y un saludable plan de acción anual.

Te invito a que elijas un área de tu vida que quieras optimizar este año entrante, que tenga que ver con el tiempo libre y la recreación, las finanzas, el servicio a la comunidad, la espiritualidad, las relaciones familiares o amistosas, la carrera o el trabajo, la salud y los deportes, algún tipo de aprendizaje… centrate en un área de tu vida que quieras mejorar con la guía que proveen estas preguntas:

  • ¿Qué quieres lograr, tener, diseñar?
  • ¿Lo puedes imaginar?
  • ¿Puedes vivenciarlo?
  • ¿A quién involucras en tu sueño? ¿Dónde? ¿Cuándo?
  • ¿Te visualizas lográndolo?
  • ¿Cómo te sientes al imaginarlo lográndolo?

Proyectá las imágenes de lo que deseas alcanzar en tu mente -puede ayudar escribirlos!- con la mayor cantidad de detalles posibles, con si estuvieras pintando un cuadro. Agregale colores, sonidos, sensaciones… creá en tu mente una imagen “viva” con sensaciones e inundala de tus emociones más profundas. Recordá acompañar y estimular la imagen con una respiración rítmica consciente, para lograr mayor concentración.

Este ejercicio de visualización es parte de lo que se conoce como programación neurolingüística e increíblemente por sencillo que parezca en su cuestionario tiene un gran poder de autosugestión. Una vez que hayas logrado visualizar claramente la imagen de aquello que quieres lograr, agradece al universo y a ti mismo sabiendo que has definido tu plan de acción para el año entrante (a partir de este momento), y que es muy probable que lo alcances. De hecho ya has comenzado dando tu primer paso en diseñarlo… ahora ponete en acción!!! ®

“Todo aquello que puedas hacer o soñar que puedes hacer, empiézalo ahora.
La audacia tiene genio, poder y también magia.”
Goethe

 

QUE TENGAS UN FELIZ, PLENO Y AMBICIOSO 2014!!! Es el deseo de nuestro Equipo consultor de À G O R A  Consultoría en Estrategias, Coaching y Operaciones.
https://www.facebook.com/AGORA.ECO

___________________________

1 http://www.pilarsordo.cl/plrsrd4/columnas/por-que-y-para-que-celebrar (Consultado el 14/12/13)

No Comments

Post A Comment